Murieron 57 canadienses en el derribo del vuelo Irán-Ucrania-Canadá

El vuelo fue interceptado “accidentalmente” por un misil iraní, que confudió al avión con un misil de crucero. Irán ha pedido disculpas por el caso, en el que además murieron otras 116 personas, la mayoría de ellas ucranianas e iraníes.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha tenido un tono conciliador sobre el evento, del que ha señalado que las disculpas del gobierno de Irán son “un gran paso”, añadiendo que el gobierno canadiense exige una investigación exhaustiva del caso.

Los otros países involucrados, Ucrania y los Estados Unidos, han tenido una aproximación menos pasiva frente al suceso, al que han criticado por la flagrante violación al derecho internacional que esto supone.

El hecho ocurre en medio de una escalada fuerte de tensiones en la región, en la que recientemente se han producido enfrentamientos indirectos entre cuerpos militares iraníes y estadounidenses.

Luto en Canadá

El país se encuentra fuertemente consternado por la muerte de sus ciudadanos, muchos de los cuales constaban con doble nacionalidad, siendo algunos de ellos personas que habían huido de Irán, asentándose en Canadá favorecidos por la política migratoria del país.

Se considera que el derribo de un vuelo comercial es una de las más graves violaciones a los derechos humanos, ya que el hecho supone el asesinato deliberado de civiles que no están involucrados en ninguna tensión militar.

¿Qué esperar?

El gobierno de Canadá ha insistido en participar activamente en la investigación, exigiendo que se le permita revisar las cajas negras del avión. Las cajas negras son copias de datos del vuelo, las cuales, por su blindaje, resisten cualquier accidente.

En ella pueden constatarse, entre otras cosas, la ruta seguida por el vuelo durante sus últimas horas, las últimas comunicaciones hechas por el capitán o cuál era la posición geográfica en la que se ubicaba al momento del accidente.

Con ello podría verificarse, por ejemplo, si el gobierno iraní actuó con violencia, o si fue realmente un accidente. Si el vuelo se comunicó con la base militar de donde se lanzó el misil, entonces su derribo fue completamente meditado y malicioso.

Políticas de vuelo en Canadá

Es previsible un cambio en las rutas de vuelo, no solo canadienses, sino de muchos otros países, así como el robustecimiento de las políticas de vuelo del país. Esto puede tener algún impacto en la gestión de ciertos trámites migratorios.

Es recomendado que, especialmente si te encuentras ubicado en un país europeo, como puede ser el caso de España, revises este tipo de disposiciones. Las rutas que contemplen paradas en países del medio oriente pueden estar siendo objeto de revisión.

La situación en medio oriente

Estas tensiones vienen pronunciándose desde que Estados Unidos ordenara la ejecución de un general de nombre Qasem Soleimani, alto funcionario iraní. Irán, que siempre ha tenido una política hostil hacia los Estados Unidos, atacó dos bases norteamericanas adyacentes a su territorio, pero ubicadas en Iraq.

El derribo del avión ha venido justificado, en palabras del presidente iraní, Hasan Rouhani, por los temores de su gobierno a un potencial ataque misilístico procedente de alguna base estadounidense.

Esta explicación no ha satisfecho a nadie, ni aún a las autoridades canadienses. Por esta razón, el tema sigue siendo polémico.

Repatriación de víctimas

Irán ha declarado que realizará todas las tramitaciones requeridas para que los familiares de las víctimas puedan repatriar los cuerpos. El compromiso ha venido acompañado de una declaración en la que, según dicen, indemnizarán a sus familias por lo ocurrido.

Queda por ver la sinceridad de este compromiso, pero por lo pronto, el gobierno canadiense ha manifestado su disposición, fuera de hostilidades, de colaborar en las investigaciones que concluyan el asunto de una vez por todas.

Share This:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Powered by WordPress Popup